El alevín Kells College A pone fin a la temporada 2017-2018

publicado en: Noticias | 0

El equipo alevín A perdió en la última jornada por 48-39 ante la EDM Cayón

Último partido de liga, última crónica de la temporada. Empezamos la Liga después de haber conseguido la permanencia y con trabajo nos colocamos en puestos de final a 4. Por eso, aunque con pocas opciones de lograr meternos en la fase final y con muchas bajas, llegamos al partido convencidas para luchar desde el minuto 1. Y así se reflejó en el campo.

Comenzamos con una gran defensa robando muchos balones que generan muchas oportunidades de contraataque. El rival acabó desquiciado y el marcador reflejaba el trabajo mostrando un 6-16. Sin embargo después de nuestra mejor cara tocaba mantener el nivel los 48 minutos y no fuimos capaces. El rival jugaba en casa y con toda la plantilla supo darle la vuelta al partido y mantenerlo igualado hasta el 31-28 del cuarto periodo porque el quinto finalizaba con un 42-33. Y aún así seguimos luchando cada minuto y creyendo en el equipo y el trabajo que hemos realizado hasta ahora. Sin embargo el rival fue mejor y mantuvo el ritmo llevándose el partido. Así es nuestro deporte y precisamente por eso que el resultado no refleje una victoria no quiere decir que no hayamos ganado mucho este año. Os lo he dicho muchas veces pero me gusta más cómo lo dice Michael Jordan: “he fallado más de 9000 tiros en mi carrera. He perdido casi 300 partidos. Han confiado en mi 26 veces para el tiro final y lo he fallado. He fracasado una y otra vez en mi vida y por eso tengo éxito”. Porque no me cansaré de insistir en la evolución conseguida en un equipo en el prácticamente casi ninguna jugadora había compartido vestuario con las de al lado. En cómo aún con nuestros momentos de locura, hemos sido capaces de mejorar la concentración en la pista y la deportividad en nuestro juego con el rival y los árbitros. Y todo esto sin hablar a nivel técnico porque cada una es capaz de decir más de un cosa nueva que ha aprendido este año. Como por ejemplo que jugamos 5 compañeras y encontrar a la compañera con la mayor ventaja nos hace no solo mejores a nivel individual, si no mejor equipo.Hemos ganado mucho este año.

Pero hoy no puedo quedarme aquí. Porque quiero aprovechar estas últimas líneas para agradecer y despedir a los que han estado desde el primer día con este equipo aunque no sean protagonistas cada semana.

Este equipo no podría funcionar sin pabellones, material para entrenar y un club que lo respalde. Así nos lo recordó hace unas semanas Juan, un loco de este deporte con el que tenemos la suerte de disfrutar del baloncesto en este club, por lo que quiero agradecer el apoyo del Club (desde directiva a los que manejan redes sociales o nos hacían mesa cada fin de semana) y patrocinadores para que equipos como el nuestro compitan cada año.

Sigo con los padres y madres de las jugadoras (y más familia, amigos muchas veces).  Que además de tener la iniciativa de comprometer a sus hijas con un deporte en equipo, no han fallado cada fin de semana animando desde la grada.

No puedo olvidarme tampoco de los compañeros Abel, Caron, Flo, Javi Solar, Nacho Díaz y Serri que han puesto su granito de arena de una forma u otra cuando yo no he podido. Y cómo no, a Dani. Que más que un granito ha puesto un buen montón, estando cada semana trabajando con nosotras. GRACIAS A TODOS

9 Alba Lebron: uno de tus grandes retos este año era controlar esa cabecita loca. Y ya te he dicho que, aunque queda por andar, puedes estar contenta porque cómo acabas la temporada no tiene nada que ver con cómo la empezaste. No solo transmites mucha más calma y actitud a tus compañeras en el campo, si no que también has adaptado tu juego al equipo mejorando especialmente en la toma de decisiones. No olvides que el entrenamiento es la base para seguir disfrutando de este deporte cada vez más(seguirás muchos años estoy segura), pues lo que dicen es verdad: “se juega como se entrena”.

17 Beatriz Ortiz: la capi. Tan pequeña y con tanto baloncesto en esa cabeza, no solo en tus manos y en tus pies. Aunque aún te falta y estoy segura que año a año irás creciendo, has sabido tomar en el campo y fuera las riendas del equipo.  Sigue utilizando esa cabeza, siempre con respeto a tu entrenador y compañeras, para desplegar todo tu juego porque nos queda mucha Bea por disfrutar en este maravilloso deporte. Un genio del basket (Iverson) dijo: “no intentes ser tú el mejor de tu equipo, haz que tu equipo sea el mejor”. Y tú tienes culpa importante de que el equipo haya llegado como eso, como un equipo a final de temporada. Recuérdalo, mantener eso en tus diferentes equipos te hará imparable.

23 Elena Carrancio: una temporada con altibajos. Tu superioridad física te ha hecho ser un poco cómoda a lo largo del año hasta que has ido viendo que lo que había que hacer era aprovechar esa ventaja para trabajar más y mejor. Mantén esa ambición y trabajo para seguir aprendiendo, el baloncesto te dará mucho, ¡disfrútalo!

25 Sofía Gutiérrez: la primera del pack benjamín. A pesar de ser de una categoría menos, tanto Laura como ella son parte del equipo desde el primer día. Sofi, eres un claro ejemplo de que sin excusas y trabajo se llega a donde una quiere. Lo intentas una y otra vez hasta que lo haces. Cada vez que fallas, “fallas mejor” y eso es algo increíble que, no solo en el baloncesto, hace que tus límites sean infinitos. Sigue contagiando esa pasión y energía a todas tus compañeras tal y como has hecho este año.

28 Malena García: confía en ti, yo lo he hecho todo el año. Porque cuando lo haces demuestras que en este deporte aunque el físico ayuda, no hace falta ser la más alta ni la más rápida para ser la que más balones divididos consigue por ejemplo. Siempre escuchas y eres lista; grandes cualidades que se reflejan en tu forma de trabajar y te ayudarán a seguir empapándote del baloncesto muchos años más.

32 Laura Ortiz: la otra parte del pack benjamín. En estos últimos partidos has dado un gran pequeño salto generando en el 1×1. Cómo es cosa de familia, eres una jugadora con nervio, ambición y grandes capacidades para este deporte. Recuerda utilizar todo esto no solo en los entrenamientos o en el banquillo con tus compañeras, si no para hacerte más grande cada vez que pisas el campo.

33 Paula Martín: si hubiera un premio a la defensora del año sería para tí. Lo mismo has parado a un terremoto pequeñito que a quienes te ganaban en tamaño y edad, sin complejos. Si transfieres esa confianza que tienes en defensa a tu juego ofensivo darás un salto enorme el temporada que viene como jugadora de segundo año. ¡Así que a por ello!

52 Ana López: empezaste en el B para volverte una fija en el equipo. Tu trabajo y ganas de aprender son las claves de tu éxito. Confía en tí y tanto tus futuras compañeras como entrenadores lo harán como ya lo hemos hecho este año. Recuerda que un buen cambio de ritmo es más difícil y determinante que cualquier cambio de mano que nos podamos inventar. A seguir enamorada de este deporte dentro y fuera de la pista porque merece la pena.

54 María Balmori: primer año en el club, un entrenamiento menos a la semana y eso no te ha impedido integrarte y sumar como la que más. ¡Imagínate lo que harías si entrenases más! Empezaste con mucha prisa en el juego y haciendo muchos tiros locos. Al final de año podemos decir que aunque quedan “tiros locos”, tu actitud y ganas de mejorar te han dado buenos resultados. ¡Mantén esa actitud y disfrutarás mucho tiempo de este deporte!

55 Celia Pérez: otra de las nuevas incorporaciones al club. El día que te atrevas a usar la izquierda como aprovechas la derecha serás una jugadora mucho más completa. Tienes el gen de la competitividad pero no puedes relajarte cuando estás en el campo ni dejar nada para después. Este año has visto como concentrándote en defensa puedes generar mucha ventaja también, ¡no lo olvides y sigue trabajando!

Por último, no puedo acabar sin darles las gracias a las compañeras del Alevín B y a la benjamina Elena Marín en nombre de todo el equipo. Porque además de compartir entrenamientos han estado disponibles para completar las convocatorias siempre que era necesario. Espero que TODAS sigáis disfrutando de este deporte para compartir más experiencias juntas en las diferentes categorías.

Gracias a todas por enseñarme tanto, porque sí, las entrenadoras también aprendemos con vosotras. Ha sido un placer compartir juntas mi último año de baloncesto en Santander. Dicho todo esto, aún queda trabajo post-temporada por lo que nos vemos en las canchas CAMPEONAS.